viernes, 25 de febrero de 2011

Equilibrio entre Eficacia y Eficiencia



Una de las novedades introducidas en el modelo EFQM 2010, es la mejor definición de procesos clave, en la versión del 2003 se hacía referencia a los procesos clave como los que estaban alineados y mayor contribución al logro de la Misión, Visión y Valores.

EL actual modelo en el subcriterio 2.d indica una referencia sobre las organizaciones excelentes que “Mantienen una estructura organizativa y un esquema de procesos clave alineados para hacer realidad la estrategia de manera que añada valor real para sus grupos de interés, logrando un equilibrio óptimo entre eficiencia y eficacia.”

En este subcriterio indica claramente los requisitos que deben cumplir los procesos que consideremos clave:
a) Que añadan Valor real para sus grupos de interés, nos indican que tienen que estar relacionados con la actividad de la organización, con los productos y/o servicios que prestan
b) Logrando un equilibrio optimo entre eficiencia y eficacia. Es la novedad mas significativa lograr equilibrio entre los logros que se consiguen y los medios que se emplean.
Los procesos deben tienen que ser también eficientes, para ello las organizaciones y empresas deben definir el nivel de “equilibrio óptimo” .
¿Qué criterios debemos tener en cuenta para lograr el equilibrio?
• La propuesta de valor que ofrecemos a los clientes, entendida como los niveles de calidad, la diferencia, la utilidad, atención post venta y uso de los productos y servicios.
• La capacidad de los procesos que condicional el volumen productos o servicios prestados.
Todo ello orientado desde la estrategia de la organización a través de la cual definimos los aspectos relevantes de la organización que son a los que los equipos directivos deben prestar y enfocar su tareas de gestión.
José Medrano Martín
Consultor y Evaluador del modelo EFQM
Grupo MB45